martes, 25 de noviembre de 2014

El libro de mi destino


La autora de esta novela, Parinoush Saniee, tiene 65 años y es iraní.
No ha escrito su autobiografía, aunque está planteada como una historia personal contada por la protagonista. Pero al leerla se nota que sabe de lo que está hablando, se percibe la base de una vivencia personal y está claro que ha sido necesaria mucha documentación.

Es la historia de una mujer, desde que es adolescente, a mediados de los años 70 del siglo pasado hasta la actualidad. Fueron, y siguen siendo, años convulsos en el mundo, y de modo particular en Irán (antigua Persia).


A la sombra del frágil gobierno del sha de Persia, en connivencia con las potencias occidentales, se fueron fraguando revoluciones de diverso signo, religiosas, políticas y sociales. Se juntó la revolución comunista, con los últimos años de la dictadura, la guerra con el vecino Irak, el resurgimiento del Islam más fundamentalista, etc.

En aquel país, de rica y antigua cultura, conviven todo tipo de personas, y a través de los ojos imparciales de la protagonista se van viendo las diversas tendencias y la influencia en la gente.

Es un libro con el que se aprende. No es una novela de acción y guerra, sino una novela social. Una mujer fuerte, que quiere ser libre para decidir en un país teóricamente libre, pero que se ve coartada desde muy joven por una tradición religiosa que le abruma, después le toca de cerca la revolución comunista por medio de las actividades políticas de su marido, más tarde la revolución radical islámica en sus hermanos de sangre, y finalmente la occidentalización de alguno de sus hijos, emigrado a Europa.

Una hija, hermana, esposa y madre, cuyo principal objetivo es cuidar a su familia y conseguir un trabajo digno.
Pienso que es capaz de ofrecernos una visión certera, y una crítica ponderada y real, sobre lo que importa en la vida.

Me ha resultado muy interesante esta novela. Quizá guste más a las mujeres que a los hombres, pero me parece muy adecuada para conocer mejor la historia reciente de Iran, y para comprobar la realidad actual de una parte de la población musulmana.

4 comentarios:

Only Bea dijo...

Me gustan este tipo de libros, que tratan la historia de una forma novelada y, espero, verídica. Con la historia nunca se sabe. De Irán poco sé, así que me puede resultar un libro bastante didáctico.

Sara Postigo Gomez dijo...

Lei hace tiempo La prisionera de Téhéran. El te a es parecido?

Anónimo dijo...

Antes leía cualquier libro que caía en mis manos ya que me gusta leer. Pero gracias a internet y páginas como esta me he vuelto más selectiva. Este libro lo leí gracias a esta entrada y he de decir que me gustó bastante. He leído críticas sobre el final del libro y una entrevista que le hicieron a su autora en la que cuenta algo asi como que el libro plasma en una historia la estadística de las mujeres de Irán (en las situaciones de la protagonista claro esta) y decía algo así como que el libro no podía acabar de otra manera cuando el 70 % de las mujeres de Irán ante esa situación hicieron lo que hizo la protagonista del libro. Luego lo pensé y pensé al igual que ella que el final era el más acertado. No he visto tu blog entero pero recomiendo el libro "Tenemos que hablar de Kevin" me gustó bastante.

Arantza dijo...

Me ha resultado interesante por conocer la situacion de la mujer en Iran. Sin embargo, el personaje no resulta real, creible y no llega a conmover a pesar de una vida tan dura.